Las viviendas de protección oficial llegan a la Playa de San Juan

- Escrito el 05 septiembre, 2018, 12:23 pm
7 mins

Hacía más de una década que no se construían tantas Viviendas de Protección Oficial (VPO) en Alicante. Las últimas 46 se abrieron en 2013 en el barrio de Rabasa, una promoción impulsada por UGT y por la Generalitat Valenciana que entonces presidía Alberto Fabra.

Ahora por fin el Ayuntamiento ha proyectado edificar 150 VPO de una tacada. El hecho ya sería noticia de por sí, pero es que además ha sorprendido mucho el barrio elegido para esta construcción: la Playa de San Juan.

Urbanización social
Serán 150 VPO en una urbanización con piscina, instalaciones deportivas, plazas de aparcamiento y un parking para bicicletas

“Es una zona muy propicia porque está dotada de todos los servicios” declaró el concejal de Hacienda, Carlos Castillo, a la prensa. La parcela utilizada ocupa 8.168 m2, está ubicada en la avenida Historiador Vicente Ramos y es de titularidad municipal. El Ayuntamiento ha aprobado ponerla a la venta para las VPO mediante un concurso abierto, con un precio de 6,6 millones de euros (IVA incluido).

Se construirá una auténtica urbanización similar a las muchas que ya existen en la zona, con 1.200 m2 para instalaciones deportivas, una piscina de 500 m2, hasta 133 plazas de aparcamiento y un parking de bicicletas.

Lo cierto es que hasta ahora las VPO se solían construir en barrios alicantinos con un nivel adquisitivo mucho menor que la Playa de San Juan, tales como pudieran ser Gran Vía, Rabasa, el Bulevar del Pla o San Blas. Esta nueva construcción estará a apenas 300 metros de la playa.

Un barrio caro

Sin embargo esta iniciativa no ha convencido a algunos partidos de la oposición, entre ellos al PSOE. “No nos parece la ubicación ideal para unas VPO. Los nuevos residentes van a tener que afrontar unas cuotas de comunidad muy altas, casi tanto como sus hipotecas” nos señala Eva Montesinos, portavoz socialista en el Ayuntamiento, en declaraciones exclusivas a AQUÍ en Alicante.

Por otra parte, Montesinos también aduce que “los precios de este barrio son demasiado caros para las personas que tienen que acceder a estas viviendas”.

Críticas de la oposición

Pero el PSOE no se queda aquí, y también observa posibles irregularidades en el proceso. “Nos llama la atención que hayan tasado un precio, en vez de abrir un sistema de adjudicación al mejor postor. Se han basado en criterios totalmente subjetivos” afirma Montesinos.

Para la portavoz socialista “la prisa” que ha tenido el gobierno local en tramitar este asunto tiene una clara explicación. “Se acaban de gastar 30 millones en cancelar el plan de ajuste y se han quedado sin remanente en el Ayuntamiento, así que necesitan vender parcelas cómo sea”.

Guanyar Alacant también ha hecho públicas sus sospechas por haber elegido esta fórmula y no utilizar el Patronato Municipal de Vivienda para impulsar estas nuevas VPO. Su portavoz, Miguel Ángel Pavón, incluso no ha descartado presentar algún recurso contra el proceso.

Desde este periódico también hemos querido contactar con el concejal popular Carlos Castillo para conocer su versión, pero no ha querido hacer declaraciones sobre este tema.

Residencia para curas
En un principio esta parcela iba a utilizarse como residencia de sacerdotes

Ésta no es la primera vez que esta parcela de Historiador Vicente Ramos se convierte en un asunto municipal. Resulta que durante la anterior legislatura el alcalde Miguel Valor quiso ceder estos terrenos al Obispado para construir aquí una residencia de eclesiásticos, a cambio de que la Iglesia cediera el Asilo de Benalúa a propiedad municipal.

Finalmente dicho acuerdo no se concretó. La empresa privada Hospitres se adelantó a la operación y acabó comprando el Asilo para la construcción de un hospital privado, cuyas obras se espera que comiencen en breve.

Escasez de viviendas económicas
«En Alicante existen serios problemas para acceder a viviendas económicas desde que los alquileres turísticos lo han encarecido todo» E. Montesinos (PSOE)

Según el pliego aprobado, el plazo máximo para terminar las obras de esta nueva urbanización de VPO ubicada en San Juan será de 18 meses, si bien aún están por comenzar.

Eva Montesinos reconoce que se ha tardado mucho en ofertar nuevas VPO, y culpabiliza de ello también al Partido Popular. “Ya sabemos que durante las anteriores legislaturas primaban los amiguismos y las redes clientelares sobre las necesidades de la población. Espero que con esta operación no estemos volviendo a aquellos tiempos oscuros en urbanismo”.

La edil socialista admite que las posibilidades de acceder a viviendas económicas son muy escasas en Alicante. “No se conceden tantas hipotecas como antes, y los alquileres han subido una barbaridad desde que el boom del alquiler turístico lo ha encarecido todo”.

Es especialmente llamativo que, precisamente durante los años peores de la crisis económica en los que se produjo un número récord de desahucios, Alicante apenas haya ofertado Viviendas de Protección Oficial.