Tres concejales del equipo de gobierna acuden a Tabarca y se comprometen con los vecinos a poner en marcha un plan de choque ante el alarmante deterioro de la isla

El departamento de Israel Cortés confecciona una actuación de urgencia para mejorar la limpieza en varias zonas de la isla y acondicionar algunas infraestructuras como el acceso a playas

- Escrito el 28 mayo, 2018, 4:00 pm
6 mins
Desde Urbanismo, que dirige Mari Carmen de España, se pide al Obispado y a la Conselleria de Cultura recuperar el trámite para la demolición y adecuación de la casa sacerdotal, que está en ruinas
El área de Marisa Gayo va a adecuar la zona de juegos con porterías y canastas y mantendrá una entrevista con Sanidad donde abordará las carencias del ambulatorio

Tres concejales del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Alicante se han desplazado hasta Tabarca esta semana para conocer “in situ” los problemas que afectan a la isla e interesarse por las reclamaciones vecinales, que han denunciado el alarmante estado de abandono y deterioro que sufre la isla en limpieza, infraestructuras, sanidad, cartelería deficiente y en diversos servicios que pone en entredicho un paraje que es una reserva natural visitada por miles de turistas cada año.

En una acción coordinada los ediles Mari Carmen de España, Marisa Gayo e Israel Cortés estuvieron recorriendo todos los rincones de este privilegiado emplazamiento alicantino y se comprometieron con los vecinos a realizar un plan de choque para efectuar mejoras en parques, instalaciones municipales, en el entorno de la iglesia declarada Bien de Interés Cultural, en los accesos a la playa y acometer una profunda limpieza en determinadas zonas que están muy deterioradas y que dan una imagen lamentable de la isla, un bien natural a conservar.

Los tres concejales que llevan las áreas de Urbanismo, Turismo, Limpieza, Infraestructuras, Sanidad y Deportes, acompañados de varios técnicos municipales, explicaron a los representantes vecinales que en un principio se van a realizar “una serie de acciones de urgencia y que posteriormente se intentarán satisfacer la mayor parte de las reclamaciones de los vecinos”.

Hay que tener en cuenta que en esta reserva marina también intervienen otras administraciones, por lo que hay asuntos que deben coordinarse con otras instituciones, como por ejemplo la Generalitat Valenciana o la Dirección Provincial de Costas.

En lo que se refiere al área de Urbanismo, la concejala Mari Carmen de España asumió el compromiso de mejorar las instalaciones municipales de la isla. Desde el departamento se han puesto en contacto con el Obispado de Alicante y la Conselleria de Cultura para recuperar el trámite para la demolición y adecuación de la casa sacerdotal, ubicada junto a la iglesia, cuyo estado actual de conservación aconseja una actuación inmediata. De hecho, hay riesgo de desprendimiento y la verja que la rodea está tumbada, oxidada y en un estado deplorable. Por seguridad, se va a proceder a cambiar de forma inmediata, a la espera de que el ruinoso inmueble sea por fin demolido.

Por otro lado, el departamento que dirige el edil Israel Cortés se comprometió con los vecinos a la adecuación inmediata del recinto utilizado para el almacenamiento temporal de los residuos generados en la isla y que no son considerados como domésticos. Este recinto es utilizado por los habitantes de Tabarca para depositar restos procedentes de reformas, enseres voluminosos, etc. En la actualidad se encuentran en muy mal estado debido a que no hay gestión eficiente del recinto y su adecuación para tramitar de una manera ambientalmente apta para los residuos depositados.

También en limpieza, un problema que afecta seriamente a la isla, desde el Ayuntamiento se va a acometer, dentro del programa de actuación que va a llevar a cabo la Concejalía en materia de desbroce, la eliminación de la vegetación que en la actualidad rodea a la zona habitada de la isla, haciendo hincapié en los alrededores de las edificaciones, plazas, entorno de la iglesia y zonas litorales.

Asimismo, desde la Concejalía de Limpieza se van a retirar carteles oxidados en la zona de acceso a la playa y de obras acabadas hace años en el entorno del puerto y de la iglesia. También habrá pequeñas reparaciones de obra civil en el acceso a playas y otras zonas de la isla. Se va a proceder a adecentar las plazas, con limpieza de malas hierbas y alguna plantación de arbustos muy puntual. Del mismo modo, se realizará una reparación menor en la fachada del consultorio y retirada de vallados metálicos oxidados y colocación de otros de madera en la zona recayente de la Cala Cova del Llop María.

Desde la Concejalía de Deportes y Sanidad, Marisa Gayo se comprometió a adecuar la zona de juegos con porterías y canastas y adaptar un recinto acotado para la amplia población de gatos existente tal y como reclaman los vecinos. Por otro lado, la edil ha solicitado una reunión con la consellera de Sanidad para tratar el tema del ambulatorio del PAU -2. En esta misma cita piensa también abordar el asunto del consultorio y el médico en Tabarca.