Siento no ser más amable

Es nuestro primer ejemplar en Alicante, y por ello es a su vez la primera editorial y se entiende que por ese motivo debe ser amable y de agradecimiento. Y sin lugar a dudas estamos agradecidos, como así lo expresé en nuestra gala de presentación del día 19 de mayo en el Teatro Principal. Agradecidos por los apoyos que nos han prestado patrocinadores y anunciantes, a las entidades que apuestan por la pluralidad ante la desgraciada ´ausencia` del histórico La Verdad, a los artistas y al personal que han colaborado para que tanto esa gala como este primer ejemplar hayan sido una realidad Tampoco quiero caer en la ñoñería; siempre hay personas, casualmente aquellas asentadas en un puesto en el que un día alguien les ´puso` a dedo y del que ya no se han movido, que ponen problemas donde no les hay, y con nosotros no iba a ser una excepción, pero quizás sin eso tampoco agradeceríamos tanto el que otras sean eficaces. Injusticias Llevamos 30 años dedicados al sector de la comunicación y por fin estamos en Alicante. ¡Que gran ciudad! Seguro que alguien interpreta automáticamente esto como un acto de ´peloteo`, porque parece que no se puede decir nada bueno sin que alguien te acuse de eso, pero lo cierto es que lo pienso realmente. Pero claro, tampoco podemos huir de la realidad. Porque la razón de ser de los medios de comunicación es la de denunciar las injusticias, de ser la voz, ojos y oídos de los ciudadanos, y quedar al margen no sería ni profesional ni propio de nuestro medio. Los bancos Hace unos días se conocía el beneficio de los principales bancos, que se van reinventando año tras año para ver cómo pueden conseguir beneficios de cualquier cosa, eso sí, olvidando cada vez más su verdadero negocio que es el de prestar dinero y cobrar los intereses correspondientes por ello. En Alicante hemos vivido parte de todo este ´circo`. Por un lado el mismo de toda España referente a esos cobros por las cláusulas suelo, preferentes, gastos de hipotecas, etc. luego anulados por los juzgados cuando ya era tarde para muchas personas. Pero por otro hemos tenido nuestro propio ´show` que no para. Como todos saben la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM) fue rescatada por 5.249 millones de euros del esfuerzo de todos los contribuyentes para ser vendida por un euro al Banco Sabadell. El proceso judicial sobre la quiebra precisamente comenzará en unos días y sentará en el banquillo de los acusados a ocho personas, entre los que se encuentran exdirectores como Modesto Crespo, Roberto López y María Dolores Amorós, con acusaciones como falsedad en las cuentas anuales, manipulaciones informativas, estafa agravada, apropiación indebida y falsedad documental. Comisiones y más comisiones Lejos de esos grandes procesos está el día a día de todos los ciudadanos y, aunque las entidades ´hayan regulado` sus cuentas, los consumidores seguimos siendo los paganos a falta de una regulación lógica, como la que existe para evitar abusos en tantos otros sectores y temas –véase por ejemplo las rebajas-, eso sí con menos poder. «10 euros por un certificado de cuenta es una nueva comisión del ´Sabadell` que viene a sumarse a otra larga lista» Y es que la banca se aleja cada día más de su razón de ser para vivir de cobrar ´hasta por saludar`. Comisión por tener tu dinero, comisión por moverlo, comisión por no moverlo, comisión porque alguien haga un ingreso en tu cuenta, comisión por pagar desde tu sucursal a un tercero… hasta comisión o imputación de un gasto, como prefieran, por descontar una comisión y por culpa de eso quedar la cuenta en descubierto. Banco Sabadell Nuestra antigua Caja, y ahora Banco Sabadell, de eso sabe mucho. Y además cada vez los cobros son más altos y descarados. Lo último que se han inventado es cobrar 10 euros por ponerte una firma para certificar que tú eres el titular de tu cuenta en ese banco (un simple trámite al que obligan muchas instituciones y financieras para certificar que esa es la cuenta del solicitante) «En 2016 pagamos un 20% más de comisiones que el año anterior y este año vamos por el 14% de incremento» Hemos llegado a tal punto que los bancos cobran cada día 26 millones de euros en concepto de comisiones, que a su vez han sido las que han proporcionado esos 4.113 millones de euros de beneficios que ha tenido la banca en un trimestre (superaron los 5.298 millones de euros de ingresos por este concepto en ese periodo). Ya en 2016 los españoles pagamos un 20% más en comisiones que el año anterior y este año vamos por el 14% de incremento. Demagogia Y todavía hay que oír a ciertos periodistas, como Jesús Riva, director de ´Tiempo`, decir que ese crecimiento del beneficio dará lugar a los comentarios de demagogos, así como a justificar el aumento de comisiones “que han llegado para quedarse e irán a más porque sin comisiones los beneficios se esfumarían. Son la única manera que han encontrado los bancos para arreglar la parte de arriba de sus cuentas de resultados”, decía. Pues señor Riva, lamento parecerle un demagogo, pero todas las empresas tenemos que procurar buenos resultados sin necesidad de, por el artículo 33, es decir, porque unilateralmente alguien lo decide, empezar a cobrar por todo sin más. Algún día las regulaciones (seguramente una vez más las europeas) darán o quitarán razones, pero mientras tanto, con la que está cayendo, lamento no ser más amable con ellos. Relacionado

EDITORIAL | Ángel Fernández, director del periódico AQUÍ

- Escrito el 27 mayo, 2017, 12:42 pm
8 mins

Es nuestro primer ejemplar en Alicante, y por ello es a su vez la primera editorial y se entiende que por ese motivo debe ser amable y de agradecimiento. Y sin lugar a dudas estamos agradecidos, como así lo expresé en nuestra gala de presentación del día 19 de mayo en el Teatro Principal. Agradecidos por los apoyos que nos han prestado patrocinadores y anunciantes, a las entidades que apuestan por la pluralidad ante la desgraciada ´ausencia` del histórico La Verdad, a los artistas y al personal que han colaborado para que tanto esa gala como este primer ejemplar hayan sido una realidad

Tampoco quiero caer en la ñoñería; siempre hay personas, casualmente aquellas asentadas en un puesto en el que un día alguien les ´puso` a dedo y del que ya no se han movido, que ponen problemas donde no les hay, y con nosotros no iba a ser una excepción, pero quizás sin eso tampoco agradeceríamos tanto el que otras sean eficaces.

Injusticias

Llevamos 30 años dedicados al sector de la comunicación y por fin estamos en Alicante. ¡Que gran ciudad! Seguro que alguien interpreta automáticamente esto como un acto de ´peloteo`, porque parece que no se puede decir nada bueno sin que alguien te acuse de eso, pero lo cierto es que lo pienso realmente.

Pero claro, tampoco podemos huir de la realidad. Porque la razón de ser de los medios de comunicación es la de denunciar las injusticias, de ser la voz, ojos y oídos de los ciudadanos, y quedar al margen no sería ni profesional ni propio de nuestro medio.

Los bancos

Hace unos días se conocía el beneficio de los principales bancos, que se van reinventando año tras año para ver cómo pueden conseguir beneficios de cualquier cosa, eso sí, olvidando cada vez más su verdadero negocio que es el de prestar dinero y cobrar los intereses correspondientes por ello.

En Alicante hemos vivido parte de todo este ´circo`. Por un lado el mismo de toda España referente a esos cobros por las cláusulas suelo, preferentes, gastos de hipotecas, etc. luego anulados por los juzgados cuando ya era tarde para muchas personas.

Pero por otro hemos tenido nuestro propio ´show` que no para. Como todos saben la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM) fue rescatada por 5.249 millones de euros del esfuerzo de todos los contribuyentes para ser vendida por un euro al Banco Sabadell. El proceso judicial sobre la quiebra precisamente comenzará en unos días y sentará en el banquillo de los acusados a ocho personas, entre los que se encuentran exdirectores como Modesto Crespo, Roberto López y María Dolores Amorós, con acusaciones como falsedad en las cuentas anuales, manipulaciones informativas, estafa agravada, apropiación indebida y falsedad documental.

Comisiones y más comisiones

Lejos de esos grandes procesos está el día a día de todos los ciudadanos y, aunque las entidades ´hayan regulado` sus cuentas, los consumidores seguimos siendo los paganos a falta de una regulación lógica, como la que existe para evitar abusos en tantos otros sectores y temas –véase por ejemplo las rebajas-, eso sí con menos poder.

«10 euros por un certificado de cuenta es una nueva comisión del ´Sabadell` que viene a sumarse a otra larga lista»

Y es que la banca se aleja cada día más de su razón de ser para vivir de cobrar ´hasta por saludar`. Comisión por tener tu dinero, comisión por moverlo, comisión por no moverlo, comisión porque alguien haga un ingreso en tu cuenta, comisión por pagar desde tu sucursal a un tercero… hasta comisión o imputación de un gasto, como prefieran, por descontar una comisión y por culpa de eso quedar la cuenta en descubierto.

Banco Sabadell

Nuestra antigua Caja, y ahora Banco Sabadell, de eso sabe mucho. Y además cada vez los cobros son más altos y descarados. Lo último que se han inventado es cobrar 10 euros por ponerte una firma para certificar que tú eres el titular de tu cuenta en ese banco (un simple trámite al que obligan muchas instituciones y financieras para certificar que esa es la cuenta del solicitante)

«En 2016 pagamos un 20% más de comisiones que el año anterior y este año vamos por el 14% de incremento»

Hemos llegado a tal punto que los bancos cobran cada día 26 millones de euros en concepto de comisiones, que a su vez han sido las que han proporcionado esos 4.113 millones de euros de beneficios que ha tenido la banca en un trimestre (superaron los 5.298 millones de euros de ingresos por este concepto en ese periodo). Ya en 2016 los españoles pagamos un 20% más en comisiones que el año anterior y este año vamos por el 14% de incremento.

Demagogia

Y todavía hay que oír a ciertos periodistas, como Jesús Riva, director de ´Tiempo`, decir que ese crecimiento del beneficio dará lugar a los comentarios de demagogos, así como a justificar el aumento de comisiones “que han llegado para quedarse e irán a más porque sin comisiones los beneficios se esfumarían. Son la única manera que han encontrado los bancos para arreglar la parte de arriba de sus cuentas de resultados”, decía.

Pues señor Riva, lamento parecerle un demagogo, pero todas las empresas tenemos que procurar buenos resultados sin necesidad de, por el artículo 33, es decir, porque unilateralmente alguien lo decide, empezar a cobrar por todo sin más. Algún día las regulaciones (seguramente una vez más las europeas) darán o quitarán razones, pero mientras tanto, con la que está cayendo, lamento no ser más amable con ellos.

Desde los 14 años dedicado a esta profesión del periodismo en la que ha ejercido en todos los niveles, desde corresponsal a editor. En la actualidad es el director de los medios de comunicación AQUÍ.