Puig destaca la importancia de potenciar el transporte ferroviario en todos los ámbitos y pide una inversión ‘más decidida’ en los grandes corredores europeos

El president ha visitado la empresa Stadler, donde se fabrican los nuevos trenes duales de la línea 9 del TRAM d’Alacant que se incorporarán a partir de 2019

- Escrito el 14 diciembre, 2017, 10:02 am
6 mins
  • Reclama que se concluyan las obras pendientes del Corredor Mediterráneo, una infraestructura “fundamental” para las- exportaciones españolas

El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha destacado la necesidad de potenciar el desarrollo de infraestructuras relacionadas con el ferrocarril en todos los ámbitos, tanto a nivel urbano como interurbano, y ha pedido una inversión “mucho más decidida” en los grandes corredores europeos.

Así se ha manifestado el jefe del Consell en su visita a las instalaciones de la empresa de fabricación de locomotoras y trenes ligeros de Albuixech con motivo de su 120 aniversario. Al acto también han asistido la consellera de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, María José Salvador, y el conseller de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo, Rafa Climent.

Durante la visita, el president ha podido conocer el proceso de construcción de los seis nuevos trenes que Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) ha adquirido para la red del TRAM d’Alacant. Este contrato, que ha sido adjudicado a Stadler Rail Valencia por un valor de 43,3 millones de euros, permitirá sustituir los vehículos que actualmente circulan por la línea 9 del TRAM, que conecta los municipios de Benidorm y Dénia.

En su intervención, Ximo Puig, ha subrayado el protagonismo de Stadler en el desarrollo del transporte valenciano, que se verá reflejado en la fabricación de las seis nuevas unidades del TRAM d’Alacant que se integrarán en la red a partir de 2019.

Se trata de trenes que contarán con un diseño y unas características técnicas actualizadas de acuerdo con la normativa existente y compatibles con la utilización de sistemas de seguridad, control y comunicaciones de última tecnología.

La incorporación de estos vehículos, que funcionarán mediante propulsión dual diésel y eléctrica para garantizar una mayor fiabilidad y seguridad en el servicio ferroviario, forma parte del proceso de modernización de la línea 9 del TRAM impulsada por la Generalitat y que cuenta con un presupuesto conjunto que supera los 110 millones de euros. Ello permitirá equiparar esta línea con el resto de la explotación del TRAM d’Alacant en condiciones de calidad, accesibilidad y seguridad.

En el acto de conmemoración del 120 aniversario de Stadler, el jefe del Consell ha reiterado la importancia de concluir las obras pendientes del Corredor Mediterráneo, una infraestructura “fundamental”, puesto que por ella pasan cerca del 50% de las exportaciones españolas.

“Queremos que el Corredor Mediterráneo se haga cuanto antes, que se cumplan todos los plazos y que sea una realidad porque eso será una magnífica noticia para las exportaciones valencianas”, ha insistido a este respecto el president, quien también ha remarcado el carácter “abierto y exportador” de la Comunitat Valenciana.

Puig ha destacado también el papel “fundamental” de la industria ferroviaria, que ha sido “capaz de competir en seguridad y calidad en los mercados más exigentes”, y ha agradecido el trabajo realizado por Stadler para situar el territorio valenciano “en todos los mercados del mundo”.

Asimismo, ha manifestado que la Generalitat está apostando “claramente” por la industria mediante la generación de “un escenario vinculado a la estabilidad, la honradez y el diálogo social”, que permite el desarrollo de una actividad económica “potente y sana”. Para el president, se trata de “la mejor noticia para la sostenibilidad y la absoluta conciencia de futuro que tiene que tener esta comunidad”.

Nuevas unidades de ferrocarril

Durante la visita a Stadler, los representantes del Gobierno valenciano han podido observar la maqueta a tamaño real de la cabina del tren que ha diseñado la compañía ferroviaria, que actualmente está trabajando para incorporar las modificaciones hechas a instancias de FGV para su aplicación en el proyecto y fabricación de las nuevas unidades.

Los nuevos trenes destacan por la ergonomía del lugar de conducción y la gran visibilidad que ofrece, factor fundamental en la conducción y particularmente en su futura operación urbana como a tranvía.

A su vez, estos vehículos mejoran las condiciones de accesibilidad fijadas por la legislación vigente, marcadas por el Real Decreto 1544/2007, la Ley de la Comunitat Valenciana de 2009 sobre la materia y la norma para las puertas EN-14752.

La tracción dual posibilita la circulación de los trenes tanto en los tramos electrificados de la red, entre Alicante y Benidorm, como en el resto hasta Dénia (línea 9). El nuevo material, por sus características técnicas está adaptado para circular en tramos tranviarios como el que se está acondicionando en Dénia o en otros puntos ya en servicio, favoreciendo así la integración del trazado ferroviario en el entorno urbano.