Pretenden que la provincia de Alicante se convierta en un gran plató cinematográfico y audiovisual

El presidente de la Diputación de Alicante y el presidente de la Spain Film Commision escenifican en FITUR un acuerdo de colaboración para posicionar el territorio como escenario de rodajes nacionales e internacionales

- Escrito el 19 enero, 2018, 8:15 pm
5 mins

  • Este órgano aglutinará las 23 oficinas municipales dispersas por la Costa Blanca y se convertirá en una plataforma de asesoramiento, promoción y coordinación de iniciativas
  • El responsable provincial asegura que es un proyecto estratégico para crear economía y desestacionalizar la oferta turística
  • El objetivo es que se desarrollen realizaciones de cine, publicidad, video clips o series de televisión de ámbito mundial

El presidente de la Diputación de Alicante, César Sánchez, ha cerrado esta mañana en Fitur un acuerdo de intenciones con el presidente de la ‘Spain Film Commission’, Carlos Rosado, para poner en marcha el proyecto institucional provincial del sector en el que se aglutinen las 23 oficinas municipales de filmación dispersas por el territorio. El objetivo, según ha recalcado Sánchez, es “convertir la provincia de Alicante en un gran plató cinematográfico y audiovisual para crear economía y desestacionalizar la oferta y también para proyectar nuestro territorio a nivel internacional”.

Costa Blanca Film Commission, que se adherirá al ente nacional, nace con la estrategia de cumplir varios objetivos, entre los que destacan los de representar y promover la red provincial de oficinas o coordinar y cooperar con ellas en el desarrollo de acciones de grabación. Además, la labor de este ente público, sin ánimo de lucro, será también la de captar, facilitar, impulsar y rentabilizar los rodajes nacionales e internacionales, poniendo en valor los recursos paisajísticos, monumentales y patrimoniales del territorio.

Las oficinas municipales de la provincia se beneficiarán de la gestión, asesoramiento, coordinación y promoción que realice la entidad provincial y también del importante impacto económico, mediático y turístico que tendrán los rodajes en la provincia.

Este proyecto, que lidera la institución alicantina y que se formalizará próximamente con la firma de un convenio de colaboración, persigue impulsar el turismo cinematográfico en la provincia, propiciando el suministro de información, el asesoramiento técnico y burocrático en la búsqueda de localizaciones y el enlace con productoras, empresas de servicios para la producción, empresas auxiliares y profesionales del sector o la puesta en marcha de un portal de Internet que canalice los datos necesarios para tales fines.

“Desde la Costa Blanca queremos conectar emocionalmente con todas las personas del mundo porque esa es la mejor de las promociones. Queremos estar de moda y ser lugar de acogida, de sueños y de deseo”, ha apuntado César Sánchez, quien ha concretado que “esta iniciativa arranca con fuerza e iremos de la mano del sector para potenciar la colaboración público-privada y favorecer el contexto que permita su desarrollo”.

‘Costa Blanca Film Commision’ también persigue la creación de una guía de producción audiovisual alicantina que permita a los productores extranjeros conocer de primera mano información útil para sus rodajes, así como el establecimiento de un código de buenas prácticas o la simplificación y agilización de trámites y tiempos para la obtención de permisos y visados destinados a artistas y equipos técnicos extracomunitarios.

Finalmente, Carlos Rosado ha resaltado que las ‘film commission’ generan economía y empleo de calidad, aportan reputación a un territorio y también proyección mediática. Asimismo, ha alabado el potencial que tiene la provincia de Alicante por disponer de una materia prima potente, su ubicación y su paisaje natural, y ha puntaulizado que el momento fundacional de esta propuesta en la Costa Blanca dará una respuesta profesional a las demandas de la industrial.

Impacto económico y turístico  

Estudios elaborados por el sector audiovisual nacional afirman que la filmación de un largometraje cinematográfico deja el 30 por ciento del presupuesto de producción en el área de rodaje. El gasto y la actividad que generan estas iniciativas impulsan riqueza y empleo en la zona a corto plazo.